Un recorrido casi olvidado

Hace un tiempo no muy lejano, todas nuestras salidas correderas eran por el paseo de Uribitarte, llegando hasta el Museo Marítimo. No hacía falta pensar dónde se tomaban los giros porque la ruta salía sola, sin pensar. La búsqueda continua de cuestas nos llevó a otro lugar pero hoy volvemos a recorrer esos diez kilómetros llanos.



Amaia está que se sale. Su velocidad de crucero ha subido muchísimo y me meto en zona 3 enseguida, lo cual me viene muy bien porque es lo que me demandan las sesiones de la fase de desarrollo del plan del maratón. Empiezo con molestias en la tibia, donde me sigue fastidiando la postilla que me queda. Se me ha caído un trozo pero hay restos. No me extraña que tuviera molestias porque, con la brecha al aire, el corte se ve que ha sido profundo. Me va a quedar una cicatriz graciosa.

Safe Creative #1007090003507

0 comentarios :

Publicar un comentario

EL AUTOR se reserva el derecho de suprimir, por cualquier razón y sin previo aviso, cualquier comentario que considere inapropiado.

 

SIN OBJETIVOS ...

Estadísticas

Usuarios online

Acerca de ...